Posted by: tsopr | June 5, 2009

Rodrigo Verdugo Pizarro, Chilean Poet

Rodrigo Verdugo Pizarro is a poet from Santiago, Chile. He is the co-editor of the Magazine Spills, sub-director of the Magazine Rayentru, and co-editor of the Magazine Minor Lips. His works have been published in local and international magazines and anthologies and were translated into French, Italian, Portuguese, Polish and Arabic languages. He has participated in poetry festival in Spain and Portugal. In 2002, his first book Nudos velados (Veiled knots) was published. 

His website: http://rodrigoverdugo.blogspot.com/

SABADO

Se abrazan hasta podrir el sol

CONTINUIDAD

Nació de un retrato de niebla
Olas inconfesables alumbraron esa voracidad.
Los fundamentos del día pasaron a la sangre
Las ciudades se quedaron blancas
Velaron las mitades de un mismo cuerpo en distinto

ABERTURA

Un cuerpo en la arena
Significa que el cielo hablará por todas las llamas blancas
Yo me invoco a mi mísmo como un manantial o un rayo vendado
Esperando que introduzcas la piramide en el alma del cabello.

No somos libres de ser marcados, ni aún los meteoros que van hacia el matadero
Ni de ser arrastrados como las estrellas de aguarrás lo hacen
Con los cadáveres de los ciegos
Estoy mirando el cielo, la huraña acumulación
a la que llegamos aglutinados como montañas y obligados por un solo latido
Universos atornillados en intermedios de saliva
Donde los corderos sienten puntadas en los ojos
A gritos pido que apolillen la traslación bajo las arenas
Estoy casi radiante contra oficiantes atrapados en los peldaños del aire.

Han pasado muchas noches, muchos candados de sangre
Y ella no regresa
Donde le imaginé un cuerpo un torbellino aúreo resucito a las abejas
La radiante tras la aguja poseída que el mar refleja contra los padres
Ha pasado mucho tiempo y no regresa.

El gallo fosforecente tiembla de espanto en la colina encadenada.

TREINTAIDOSAVO ANUNCIO

“La noche descansa en tu esqueleto de paloma”
Sergio Macias

Una caracola rige las constelaciones promiscuas
Yo fumo mi pipa bajo los alhelíes
Decidiré más tarde si tomar el camino que parte hacia el mar
O el camino que parte hacia el desierto
El sexo nos deja trasfondos de mar, trasfondos de desiertos
Extendemos las sabanas del lecho y las dejamos tiradas hacia atrás
Cuanto podríamos dejar escrito en dichas sabanas
Si al menos pudiésemos enviarlas como cartas, pero no caben en los sobres,
En esos trasfondos de mar estamos atrapados
Aunque luego extendamos las sabanas del lecho hacia atrás
Alguien me hablo también de estar atrapado
Alguien me hablo de estar empapado, y de todas las cajas de cristal
Que daría por revolcarse en esas constelaciones promiscuas
Y es como si me hablaran de ti, ahora que el lecho esta vacío
Ahora que quiero enviarte una carta, pero escrita en sabanas que no caben en sobres
Y siempre hay vigías de turquesa interceptando trasfondos de mar o de desierto
Hasta que perdamos el aliento
Dime cual es el espejo con que destruiremos el desierto
Que gemido decantara la inmensidad del agua
Podrías mandar una sabana como carta
Pero hay que guardar muchas cosas en cajas de cristal
Porque el mundo será tragado por gargantas de cisnes
Y tragadas serán las sabanas también
Decidiré mas tarde si tomar el camino que parte hacia el mar
O el camino que parte hacia el desierto
O por ultimo extenderé las sabanas sobre el lecho
Se que los vigías de turquesa restaran nuestras sombras
Siempre me recuerdo de alguien que esta atrapado y empapado
Como él quisiera revolcarme sobre las constelaciones promiscuas
O sentir mis manos dentro de las caracolas hasta romperlas
Hasta que una embriaguez oscura y una embriaguez blanca se enfrenten en los mares
Y tú seas lo que salte de aquello
Así con un ramo de alhelíes en medio del pecho
Como cuando te ibas a casar conmigo,
Cuando las cajas de cristal no nos dejaban ser profundos
Pero ahora las sabanas son tragadas por gargantas de cisnes
El sexo nos deja trasfondos de mar
Siempre estaremos atrapados y empapados
Si decides partir, hazlo pero desde esos alhelíes
Irrecuperable nos parecerá todo en aquellas cartas
Siempre el humo de mi pipa volverá a envolverte como una consumación.

Copyright © 2009 Rodrigo Verdugo Pizarro

Advertisements

Leave a Reply

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Categories

%d bloggers like this: